PILAR LÓPEZ BERNUÉS (ESCRITORA)
  ¡Atajo de cobardes!
 

Puesto que soy marcadamente antitaurina no puedo evitar poner aquí algo en lo que creo firmemente: Los toreros no son más que un atajo de cobardes porque la auténtica valentía se da cuando uno se enfrenta a otro en igualdad de condiciones, y en el mismo "saco" coloco a los lanceros de Tordesillas y los de Coria, por poner sólo dos ejemplos deleznables de los muchos que "siembran" la "piel de toro". La valentía se da cuando el adversario tiene alguna opción. Ni en plazas de toros ni en Tordesillas, Coria y un largo etc. el animal tiene alguna.


Me gustaría a mi ver a esos "valientes" completamente solos, sin nadie para defenderlos, enaltecerlos ni admirarlos, en medio de una plaza sin salida y tomada por una manada de toros bravos que hubiera decidido de antemano que iban a matarlo... ¡Seguro que se mearía encima!

 

Y ya que estamos: Me avergüenza como mujer que muchas mujeres pierdan el cu... por los toreros y los endiosen cuando representan la parte más visible de un mundo machista anclado en la España-profunda. ¿Que habrá excepciones? Posiblemente, pero no creo que nadie con sentido común pueda cuestionar que es así. Y si no me creen... ¡pregunten a las cuadrillas de los "maestros"! Por cierto: Para mí un maestro es alguien con cultura suficiente como para enseñar, no un carnicero.

 

A mí, personalmente, ningún amante de "La Fiesta" ni de esas otras fiestas-aberrantes me merece la más mínima confianza porque como persona anda un poco abajo en la escala de la evolución y, por descontado, tampoco despierta en mí el más mínimo respeto.

 

En un país como el nuestro, en el que seguimos financiando carnicerías elevándolas a la categoría de Fiesta, llevamos a los niños a los toros y les enseñamos desde pequeños a lancear a un ser vivo como diversión ¿alguien se extraña que grupos de adolescentes apalicen o maten a otro, lo graben en vídeo y lo cuelguen de la Red? La sensibilidad hacia TODO ser vivo debería ser una asignatura, si es que alguna vez, en este país tercermundista, queremos evolucionar como especie y aspiramos a que en el resto del planeta se nos conozca por logros, iniciativas o tradiciones que valga la pena destacar. Pero no: seguimos empeñados en exportar nuestras miserias y hasta nos regocija que nos etiqueten como "un puñado de bárbaros". Y la sensibilidad no se reduce sólo a lo que le afecta a uno o a su grupo, eso sólo es sensiblería y egoísmo.

 

Para mí es totalmente contradictorio que esa "gente" tenga mascotas (pobrecillas) y que alguno, incluso, diga que le gustan los animales ¿? ¿Se puede ser más incoherente? ¿Por qué cuando en España ¡por fín! se abolieron otras aberraciones (tirar una cabra desde un campanario, decapitar a un gallo...) y se promulgaron derechos animales se excluyó todo lo que sonara a taurino? ¿Son diferentes los toros de otros seres vivos?

 

Y seguiría, pero no creo que valga la pena continuar con algo que todos sabemos. Hay mucha gentuza que vive de esas carnicerías y algunos más que pagan por verlas. Y aunque el 80% de los españolitos no apoyamos la "Fiesta" o estamos marcadamente en contra, nuestros impuestos la siguen financiando... ¡Ánimo, que así va el país! Por mi parte, me mantengo en lo que he dicho al principio y constituye el título de este post: ¡No son más que un atajo de cobardes!

 

 
 
 
  55268 visitantes (123225 clics a subpáginas) Visitas  
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=